Prueba
- Y a un idilio tan frío solo le puede la muerte -


Prueba

26 de octubre de 2011

Hay algo en el otoño...

Foto: José Hurtado

Hay algo en el otoño que solamente en el se comprende.
En el susurro del cotoneaster,
con el curso derretido de las horas,
vaga su paseo sobre alfombras derruidas.

Hay algo en el otoño que solamente en el se esconde.
Una pesadumbre añadida,
una tarde que en su tarde nunca cesa,
una caricia de frío, un paseo invitado...

Hay algo en el otoño que solamente en el se sabe.
Capricho de enero, en nieve de mayo.


Todos los derechos reservados. Jesús Leirós 2011 © Publicado por Jesús Leirós León en 26.10.11

13 comentarios:

Fernando González Rendo dijo...

Hay algo en el otoño que solamente en él se estremece. El llanto de un niño, las mujeres en cinta y los bancos sombríos.

Muy profundo y otoñal, demasiada soledad y tristeza para un otoño (invierno) tan frío.

¡Querrámonos más!

Jesús Leirós León dijo...

Querer es de los pocos verbos que no saben de imperativo. Aún así, acepto la orden.

¡Un abrazo fuerte!

Anónimo dijo...

El otoño es el tiempo propicio para quererse, enamorarse, amarse... Entre sus fríos, sus rincones y sus paseos esconde los mejores amores.

Paco Martínez dijo...

Jesús. Enhorabuena. Las publicaciones del blog son maravillosas. Hay mucho que aprender de él. Mejor dicho..de él. Lo visitaré a menudo. Celebro que estemos conectados. Un abrazo.

Jaime Zuruaga dijo...

¿Te puedo hacer una pregunta personal?

Jesús Leirós León dijo...

Claro

Jaime Zuruaga dijo...

¿Vives o sobrevives?

Jesús Leirós León dijo...

Antes sobrevivía. Ahora vivo. No se puede estar sobreviviendo constántemente. Llega el día menos pensado y la calma aparece. O al menos eso te haces creer.

Mariana dijo...

Ahh, miraaa.... un reportero! jaja buena pregunta si señor.

galiMATIAS dijo...

Mejor respuesta. ¡GRAN POESÍA!

El gordito de la Navidad dijo...

Feliz otoño para todos! jo jo jo

Toñi Ruano dijo...

Me ha sabido a poco. Necesito más! Dame veneno que quiero morir
dame venenooooooooooooo....
Pero, por Dios, Jesús, dime lo que es cotoneaster que le dé un sentido al verso.
Te estoy esperando "sentaíta" en el quicio de mi puerta. Llegarás algún día?
Un beso grande, guapo.

Jesús Leirós León dijo...

Cotoneaster es una máxima en las tardes ajardinadas de Madrid...

Estoy liadísimo con el curso Toñi. Te llamo esta tarde, guapa!